sábado, 3 de junio de 2017

CASTILLO DE LA YEDRA (CAZORLA-JAEN) 6 MAY 2017

El Castillo de la Yedra está situado en la parte inferior del Cerro de Salvatierra y zona alta de la población de Cazorla. Data de la época berever, aunque fue terminado por los cristianos, después de su conquista en 1233 por Fernando III el Santo y cedido al Arzobispo de Toledo que pertenecía a la Orden de los Templarios.

Antes de entrar en él, queremos hacer una inspección perimetral, así que nos dirigimos a la Calle Castillo, una empinada calle que nos llevará por alguno de los lugares menos conocidos de Cazorla y con más raigrambre.

Desde su parte alta ya podremos ver parte de la muralla.

Esa puerta que vemos podríamos llamarla como "Puerta Trasera". "back door" para los anglófonos y problamente sería una entrada de servicio, conocida como Puerta Sur.

Durante la subida no podemos dejar de mirar al horizonte, por esa garganta que vemos discurre el río Cerezuelo y lugar por dónde hemos realizado este sendero.

Aunque sabíamos que por ahí no podríamos acceder al castillo, no dejamos de intentarlo.

Sin lugar a dudas, por este lugar seguro no se conquistó la fortaleza, sus altos muros y abrupo del terreno no es el adecuado para un asalto.

Seguimos perimetrando, y por este solitario camino, llegaremos a la Calle de la Hoz Alta.



El camino tradicional y para los negados a andar, la entrada adecuada se realiza por la calle de la Hoz, por la que podrán llegar hasta las mismas puertas del castillo, en coche.

En sus inmediaciones encontramos una de las numerosas fuentes del lugar, llamada fuente del Coñico, aunque por motivos desconocidos aunque presumibles, se ha utilizado una de las O para enmarcar una A, lo que permite otras teorías, podría ser que se llamase del Cañico, o simplemente algún anarquista trasnochado y nostálgico aprovechó la ocasión para poner su A circulada. Lo mismo fue al revés y se llama del Cañico y el cachondo de turno le puso una O. Como no tiene importancia pues que cada uno se quede con lo que más le guste.

Que cada uno lo interprete como más le guste.

Lo que no admite confusión es la imagen superior de la fuente, en ella se representa un castillo y una imagen de La Tragantía, su leyenda la podéis leer aquí.

Conectamos con la Calle Ángel y a través de ella llegamos a un camino que nos conduce directamente a las puertas del castillo.

Esta pequeña fortaleza, concebida en origen para un uso militar es de construcción sobria y podemos distinguir cuatro zonas:
1.- La gran Torre del Homenaje con su Patio de Armas.
2.- Un recinto intermedio con estructuras de servicios, aljibe y almacén.
3.- Un recinto reducido que forma el complejo acceso a la fortaleza.
4.- La Albácara o recinto amurallado exterior.
Actualmente, en ella podemos encontrar dos espacios bien diferenciados: la sección de Historia y el Museo de Artes y Costumbres.

A la derecha vemos el acceso al Museo de Artes y Costumbres.
Está instalado en un edificio anexo a la Torre del Homenaje. Consta de tres salas: 
- La sala de entrada que exhibe tres paneles con útiles de labranza, así como dos maquetas que representan la recolección de aceituna y del cereal. Desde esta primera sala se accede al patio del castillo donde se exponen aperos y utensilios agrícolas como trillos, arados, etc...
- En la segunda sala se muestran tres maquetas de molinos de aceite de distintas épocas, restos de cerámica árabe encontrada en el castillo y una colección de cerámica popular de diversas procedencias.  
- Por último, la tercera sala ha sido adaptada para montar una típica y amplia cocina cazorleña con todo su ajuar y utensilios propios de esta estancia. Se completa con maquetas de dos cortijos, uno de campiña y otro típico de la sierra y dos paneles con una vajilla de cerámica granadina (Fajalauza).

En la Torre del Homenaje está instalada la sección de Historia, y consta de tres estancias.

En la primera se ha instalado una capilola con un Cristo románico-bizantino a tamaño natural. Le rodea una docena de pinturas anónimas del s.XVIII que representan a los apóstoles y una talla barroca del Obispo San Ambrosio.

Una especie de armario con un magnífico labrado.

La segunda sala (Sala de Armas), está decorada con panoplias en forma de escudos con diversas armas (espadas, ballestas, hachas o alfanjes).

Además, dispone de dos armaduras y arcones tallados y mobiliario del s.XVI y XVII.


La tercera sala (Sala Noble) destaca por su bóveda de crucería gótica y ventanales de arcos apuntados con parteluz. En ella se exponen tres tapices flamencos del s.XVII y cuatro bargueños del s.XVIII formando conjunto con sus mesas.
L



Desde sus ventanales podemos divisar todo el entorno.


Y esto es todo, amigos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu visita.